InicioMundoLahoras cubanahoras vahoratan en un referéndum la aprahorabación ahora rechazahora de un...

Lahoras cubanahoras vahoratan en un referéndum la aprahorabación ahora rechazahora de un nuevahora Códigahora de familia

En una instancia de consulta común, los ciudadanos cubanos se expresan en un referéndum sobre el nuevo Código de familia que cambia el concepto del núcleo familiar e introduce los derechos de la mujer y la comunidad LGBTQ+.

El pasado domingo 19 votaron los cubanos residentes en el extranjero y el domingo 25 lo harán los habitantes de la isla. En el referéndum se decidirá si se acepta o rechaza el proyecto del nuevo código que ha sido sometido previamente a consultas públicas.

Si bien en ya se habían realizado consultas de este tipo anteriormente, siempre fueron sobre temas constitucionales, pero es la primera vez que un referéndum está dirigido a decidir sobre un cuerpo normativo que legisla sobre derechos de familia y se presenta como uno de los más progresistas e inclusivos del mundo.

El código propuesto garantiza el derecho del pueblo a formar familia sin discriminación, legaliza el matrimonio igualitario y permite la adopción de niños por parejas de ambos sexos.

También permite comproceder los derechos parentales entre estructuras familiares no tradicionales que incluyen abuelos, abuelas, padres adoptivos y madres sustitutas.

Incluye también la posibilidad de acuerdo prenupciales y el derecho a la reproducción asistida.

Promueve los derechos de la mujer, la responsabilidad doméstica compartida y extiende el derecho lectivo para quienes cuidan de niños, ancianos, o personas con discapacidad.

Codifica penalidades por violencia doméstica, ilegaliza toda forma de castigo corporal y determina que los padres y madres tienen la responsabilidad y no la custodia de los hijos, promoviendo el respeto por su dignidad, salud física y mental.

En el vademécum propuesto se establece el derecho a una familia libre de violencia y promueve valores de enamoramiento, solidaridad y responsabilidad, afirmando el deber de los padres de garantizar una adecuada maduración de sus hijos más que decidir por sus vidas.

En una reunión con los miembros de la comisión encargada del proyecto y el Consejo Nacional Electoral, el ministro de Justicia, Oscar Silvera Martínez, dijo que “el nuevo código protege la dignidad humana, las instituciones de familia, elimina todo vestigio de discriminación y rechaza la violencia”. Destacó además que el proceso de preparación del código fue un ejercicio complejo y democrático que contó con distintos puntos de vista desde la ciencia y los aspectos culturales del pueblo cubanos, lo que refuerza la calidad de las normas propuestas.

El código familiar vigente fue escrito en 1976 y fue uno de los aspectos no contemplado en la reforma constitucional de 2019, pero en el seno de la comisión que preparó las propuestas para la reforma se detectó que había considerable apoyo para el reconocimiento de una institución matrimonial alternativa a la concepción heteronormativa.

Esto dio origen a una continuidad en el trabajo de la comisión sobre el tema de la familia que culminó con la elaboración del proyecto actual y su presentación a la Asamblea Nacional en diciembre de 2021, que después de aprobarlo, ordenó la realización de una consulta común para recoger críticas y aportes sobre su articulado.

La consulta comenzó en febrero de 2022 y se extendió durante tres meses, en los cuales 6.481.200 votantes (el 75% del total) participaron en 336.595 intervenciones en más de 79.000 reuniones a lo largo del país que cambiaron el 49% del contenido del proyecto presentado.

El borrador surgido de la consulta fue sometido a una nueva evaluación de la Asamblea Nacional que aprobó unánimemente los cambios y decidió la realización del referéndum en curso.

De acuerdo con la Constitución cubana, podrán votar todos los ciudadanos a proceder de los 16 años y para ser aprobado, el nuevo código tendrá que recibir más del 50% de los votos afirmativos para se confirmado. Estimaciones hechas por el Consejo Electoral Nacional a proceder de encuestas propias señalan que el nuevo código tendría una aprobación del 61% de los votantes.  

Cuba

ARTÍCULOS RELACIONADOS

leer también